Zamora es más que una hora

Comment

CASTILLA Y LEÓN ESPAÑA ZAMORA

En la península Ibérica hay ciudades desconocidas para el gran público pero  eso no significa que sean simplemente espectaculares. Uno de los mejores ejemplos de lugar poco conocido pero muy interesante por cientos de cosas es la castellana ciudad de Zamora. Una belleza de ciudad con un montón de rincones ocultos con un gran atractivo.

La ciudad de Zamora destaca por ser la mejor representación del románico en toda Europa. Sus edificios y sus iglesias medievales destacan por ser de las mejores en todo el mundo. Se han puesto en valor gran parte de ellas gracias a la intervención de varios organismos que han restaurado sus antiguas estructuras. Es un momento ideal para conocer esta castellana ciudad ya que en la actualidad luce en su mayor esplendor.

Nuestra ruta por Zamora comienza en la conocida plaza de la Marina. De allí tomaremos la calle Santa Clara, que es la más comercial y la más transitada de todas ellas. Después de toparnos con las típicas tiendas de ropa de grandes cadenas comerciales comenzaremos a ver impresionantes iglesias que nos dejarán sin habla.

La primera de ella sería la Iglesia de Santiago del Burgo es del siglo XII y parece que la construyeron el año pasado. Su conservación es espectacular y merece la pena entrar para comprobar de primera mano la sobriedad del arte románico. Esta sobriedad para nosotros es sinónimo de proporción y simetría y nada tiene que envidiar a los estilos posteriores del gótico o renacentista.

Lo que más nos gustó de esta iglesia fue su portada con doble arco y con una columna invisible que la sujeta y su torre rectangular que preside todo el conjunto.

Muy cerca de la intersección entre la calle de Santa Clara y la de San Torcuato está una de las calles más curiosas de toda la ciudad: la calle de Balborraz. Sus edificios son de los más bonitos y coloristas de la ciudad y conectan la parte alta con los barrios bajos de esta urbe. Destaca por sus balcones en galería y sus innumerables bares.

En la parte más alta de la calle de Balborraz se encuentra la plaza Mayor. En esta plaza está un pequeño Ayuntamiento tan coqueto como la ciudad enfrente de este se encuentra un espectacular edificio de grandes arcadas sede actual de la policía, antiguamente era el lugar donde se realizaban los concejos zamoranos. Los soportales albergan cafés, restaurantes y comercios de toda la vida. Almorzar o tomarse un café en alguna de sus terrazas mientras ves la vida pasar es todo un placer.

El antiguo Ayuntamiento es una de las construcciones más representativas de la ciudad.

En la plaza Mayor junto a la sede de la Policía está una de las iglesias más importantes de la ciudad: San Juan Bautista o San Juan de Puerta Nueva.

Esta iglesia es monumento histórico desde 1961 nos sorprendió por la escultura del Merlú que se encuentra en una de sus esquinas. En Madrid tenemos el oso y el madroño en la puerta del Sol en la plaza Mayor de Zamora tienen al Merlú todo un símbolo para ellos.

¿Qué es el Merlú? Son parejas de la cofradía de Jesús Nazareno que llaman a los demás cofrades para dar comienzo a la procesión. Utilizan una corneta y un tambor para avisar a los hermanos de la cofradía.  Esta escultura es un claro ejemplo de la importancia que tiene la Semana Santa en esta ciudad. Para que os hagáis una idea la ciudad tiene empadronados entorno a unas 80.000 personas y 30.000 están directa o indirectamente relacionadas con las procesiones y los actos de la Semana Santa.

Otra de las cosas que más nos gustó de la Iglesia de San Juan Bautista fue su curiosa veleta de un guerrero medieval conocida como Peromato. Para los zamoranos es su Giraldillo de Sevilla y es todo un símbolo de la ciudad.

Pero para símbolos de la ciudad uno de los más importantes es el rosetón de la Iglesia de San Juan Bautista que preside solemnemente la puerta de entrada. Para nosotros es uno de los rosetones más bellos que jamás hayamos visto.

Continuamos nuestra visita por la calle Ramos Carrión y a mano izquierda veremos uno de los edificios más destacables de la ciudad. El antiguo edificio de la Diputación de Zamora de claro estilo neorenacentista.

Si es bonito por fuera es impresionante por dentro; podéis visitarlo y dentro de él veréis decoradas galerías llenas de vidrieras, un techo con un rico artesonado, y cuadros traídos expresamente del Museo del Prado de Madrid cedidas a la diputación zamorana. En el techo destacan tres pinturas: la primera es la representación de la victoria de Viriato frente a los romanos, la segunda es la conquista del puente de Mérida y la tercera es Fernando el Católico poniendo en la bandera de Zamora (conocida como seña bermeja)  la franja verde tras la victoria en Toro.

Nuestro recorrido por esta  ciudad castellana no se acaba porque ya sabéis que para descubrir Zamora se necesita más de una hora.

Escrito por KrrteAndo

Opt In Image
Si te gustó este artículo,
suscríbete para no perderte nada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Suscríbete a nuestro boletín y conoce nuestras novedades, ofertas...